17 de noviembre de 2014

Masaje para embarazadas

Luz indirecta, algo de música de fondo y un ambiente cálido. Así te propongo que empecemos el masaje para embarzadas, para que lo primero que hagas sea relajarte y pensar en disfrutar.

Voy a necesitar saber qué tal va tu embarazo y cómo son las molestias que sientes para darte el masaje que más te ayude: puede que vengas porque te molestan las lumbares, porque tienes las piernas hinchadas, para eliminar estrés... ¡O por un poco de todas! 

A mi me gusta empezar con un masaje de cuerpo entero con el que aliviar puntos de tensión, estimular la circulación y relajarte para que duermas estupendamente. Estarás tumbada en la camilla con algunos cojines para que estés cómoda, podrás cubrirte con toallas para que no pases frío y durante la horita que estaremos juntas podemos hablar de tu embarazo o simplemente, puedes dejarte llevar.

Espalda, pelvis, brazos, piernas y tripita; con este recorrido también se mima al bebé, mejoramos su nutrición y además le transmitimos bienestar. ¡Incluso puede que se mueva porque le está gustando el masaje!

Una vez terminado el masaje de cuerpo entero, te daré algunas recomendaciones para casa y quedaremos para la semana siguiente, para seguir con la parte del tratamiento más específica.

Masaje para embarazadas - Tarjeta regalo Entre antojos y patucos
Lo más habitual en esta segunda sesión es hacer un masaje descontracturante de cervicales, espalda y pelvis, para eliminar la sobrecarga muscular y las molestias que puedas tener en esta etapa del embarazo.

Es posible que hagas ejercicio regularmente y que estés llevando el embarazo genial, pero esa hinchazón de las piernas es un tostón y no dejas de moverte para controlarla. Entonces lo que yo haría en nuestra segunda sesión es un drenaje linfático manual, para ayudarte a eliminar esa retención de líquidos y la pesadez de las piernas.

Para afianzar los beneficios de estos masajes específicos del embarazo, lo suyo es que mantengas un buen control postural, hagas ejercicio físico diario y que vuelvas a verme de vez en cuando.

Suena bien, ¿verdad?

Ana.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...